¿Se convertirá La Guajira en la nueva potencia energética de Colombia?

Decenas de inversionistas tienen sus ojos puestos en La Guajira, departamento en donde cada vez se ve más impulsada la energía renovable, especialmente la eólica, por sus fuertes vientos; y la fotovoltaica, por la fuerza de la radiación solar.

La energía eólica y solar podría cambiar para siempre el futuro del departamento de La Guajira. Foto: cortesía Freepik.

Con un proyecto que busca darle al departamento de La Guajira un salto significativo, económico y social, las autoridades departamentales en conjunto con diversas empresas nacionales e internacionales están concretando los detalles de una de las obras más prometedoras que ha tenido el departamento: se trata de la construcción de más de 70 parques eólicos y solares, con líneas de transmisión que lograrán generar energía limpia para más de 30.000 familias guajiras.

Este parque es solo uno de los 65 que están en preparación para implementar en la Media y Alta Guajira; lo cual hace parte del proyecto ‘Unidos por el Cambio’ del Plan de Desarrollo Territorial 2020 – 2023. Esto posicionaría a La Guajira no solamente como uno de los departamentos con la energía más limpia, sino además como la potencia energética de Colombia.

Este tipo de obras son perfectas para realizarlas en este territorio del país debido a su ubicación estratégica, pues hay que recordar que La Guajira es uno de los departamentos en donde se encuentran los vientos más potentes y una fuerte radiación solar por casi 365 días al año, lo que significa que es propicio construir no solo paneles solares sino parques eólicos ya que ambos métodos son adecuados para crear grandes cantidades de energía.

Lo anterior, es el motivo principal por el cual tantas compañías inversionistas están viendo a La Guajira como un punto importante para ejecutar grandes negocios.

Es preciso mencionar que en el lado norte de La Guajira ya hay diversos proyectos eólicos y fotovoltaicos; sin embargo, este sería el más grande hasta el momento, superando al que se realizó hace 15 años en Jepirachí, Uribia, cuando se instalaron decenas de autogeneradores con una capacidad de cerca de 19,5 megavatios.

Estos proyectos se dan en el marco de la estrategia emprendida por el país en el que busca impulsar las energías más limpias de todo el mundo, utilizando energías renovables con convencionales, como las ya mencionadas anteriormente. Esta ambiciosa meta parte de la premisa de que Colombia ya es actualmente uno de los países con mejor utilización de recursos energéticos en todo el planeta.

Aparte de reducir los efectos negativos al medio ambiente, este cambio en La Guajira implicará también un ahorro significativo para el bolsillo de la ciudadanía y les brindará un sistema eléctrico mucho más confiable que el tradicional.

Actualmente en La Guajira menos de 1% de la población goza de energía eléctrica proveniente de paneles solares o autogeneradores, el resto proviene de las hidroeléctricas (70%) y de las plantas térmicas, las cuales funcionan gracias al petróleo, gas y carbón (30%).

Se espera que el nuevo Gobierno centre también sus ojos en este departamento y que se siga incentivando este tipo de proyectos que no solo son beneficiosos por ayudar a reducir la contaminación al medio ambiente, sino también porque generan un cambio significativo en la calidad de vida de los guajiros.