Espectacular cierre de fiesta con ‘Martes de Carnaval’ en la calle 84

Un total de 138 manifestaciones culturales presentaron su espectáculo durante el recorrido folclórico del último día de las carnestolendas.


Por: Aldira Chamorro Ojeda


El último día del Carnaval de Barranquilla 2020 estuvo engalanado por el recorrido folclórico de 138 manifestaciones culturales que participaron en el desfile de la calle 84 ‘Martes de Carnaval’.



Con todo su pesar y tristeza por la fatídica noticia la muerte de ‘Joselito Carnaval’, la monarquía carnavalera se hizo presente en este recorrido. Motivados por su resurrección en el próximo Carnaval, Isabella Chams Vega, Alcides Romero, Miranda Torres e Isaac Rodríguez, compartieron la alegría de la tradición con el numeroso público que acudió a la calle 84.


Este desfile es organizado, desde hace 23 años, por la Fundación de Arte y Folclor del Atlántico (Fayfa), y surgió como una iniciativa ciudadana para responder a la necesidad de llevar a ese sector de la ciudad toda la tradición, creatividad e innovación que confluyen en el Carnaval de Barranquilla.



La presidenta de Fayfa, Soley Del Castillo, manifestó que, un martes de Carnaval de 1.997, doce cumbiambas tomaron la decisión de mostrar su trabajo folclórico en la calle 84 como una manera de compartir y preservar la tradición.


“Nuestro primer público fueron algunas familias con sus niños y abuelitos, decidimos mantenerlo y, hoy 23 años después, desfilaron 138 expresiones culturales y la asistencia del público es masiva”, sostuvo Del Castillo.


Agregó que es tal la acogida de este desfile entre los grupos folclóricos que, luego de cerradas las inscripciones, se vieron precisados a ampliar el plazo ante las solicitudes de los hacedores del Carnaval. Es por ello, que de las 110 registradas inicialmente, se aumentó el número de participantes a 138.


Este recorrido folclórico por la calle 84, se convierte en la gran despedida de la fiesta carnavalera en la que cumbiambas, comparsas, letanías y disfraces, entregan con toda su energía y entusiasmo, los resultados de la preparación y logística que, durante varios meses, dedican para sus presentaciones en el Carnaval de Barranquilla, fiesta declarada por la Unesco como Obra Maestra del Patrimonio Oral e Inmaterial de la Humanidad.