"La gente del Caribe tiene la sonrisa muy esplendida" : Caricaturista en LIBRAQ 2019

Salsam exagera las facciones, se ríe de ellas y traza con sus dedos las características de las personas del Caribe en el la feria del Libro de Barranquilla,Libra 2019. Voy observando los libros en la Feria, no llevo ni media hora de haber llegado y en mi exploración escucho que alguien me llama, es Salsam, un caricaturista esperando por exagerar la cara de la gente. Me llama y me dice que hace caricaturas y yo le respondo: “no tengo ni pan un pan de bono” y él de inmediato sale a comprarme uno… yo me quedo atónita.


Caricaturista Salsam. Libraq 2019 . Fotografía: Natalie Berdugo


Yo esperaba en su silla con la cara roja como un tomate, mientras sus compañeros de stand se reían. Salsam regresa con un pan de bono entre las manos y me lo entrega mientras se arrodilla, yo no entiendo en que momento pasó todo esto. Tímidamente me acepta hacerle una entrevista. Me comenta que tiene 28 años en el oficio de las caricaturas, inició de manera empírica mientas estudiaba teatro, rápidamente comprendo la improvisación del momento.


“Es un poco complicado, porque no sé. Pienso que cada característica de las regiones es importante como aprenderla. La gente del Caribe tiene unos pómulos un poco sobresalientes, la sonrisa muy esplendida” me comenta Salsam.

Salsam tiene 52 años y sus compañeros de stand se ríen de él y yo también. Tenía 24 años cuando decido a experimentar el mundo del dibujo. “Yo creo que es una de las cosas que es como del momento que lo lleva a uno a mirar cosas muy pecularies en cada rostro. La caricatura permite la jocosidad de las formas esto hace que se libere un poco de las cosas que uno cotidianamente dibuja en los retratos.


Caricaturista Salsam. Libraq 2019 . Fotografía: Natalie Berdugo


Sus manos se ven negras del lápiz de dibujo, como su vestimenta y atrás de él se encuentra la caricatura de Gabo con un libro en la cabeza. Me comenta que viene de Bogotá y que también hace caricaturas en la Feria del Libro en Bogotá.


“Es una manera como de pasar las penas y las penurias, es como un refugio que uno tiene ahí.

Le agradezco por el pan de bono y yo me prometo venir otro día para que dibuje con mis pómulos exageradamente cachetones, mis ojos y nariz pequeña y mi boca amplia y así reirme de mí