DecoMar, el emprendimiento que le apunta al uso de la madera recogida del mar

Un bogotano y una francesa son las personas que lideran esta empresa vendiendo decoraciones para hogares en el Atlántico.

José Villaer y su esposa francesa, Aurelys, son los encargados de realizar y vender las lamparas ecológicas. |Foto: Alejandro Matías.


DecoMar es una microempresa por parte de José Villaer, un joven carpintero, y su esposa francesa Aurelys que buscan una vida más sana para el ecosistema con sus lámparas a base de madera recogida de las playas del departamento del Atlántico y de Bolivar.


Ellos fueron una de las empresas invitadas en el Biomercado de la Alianza Francesa en la tarde de este lunes.


La idea nació cuando esta pareja, que residen en Santa Veronica, "necesitaba un par de lámparas para su mesa de noche", además que sus "vecinos llegaban a preguntar si vendían las decoraciones".


"Nuestra casa en Santa Verónica es de madera ecológica. Yo hice todos los muebles, toda la decoración, todo en madera. Y como el mar nos traía madera hicimos lamparitas, decoración. La gente que iba a la casa quería comprarnos, entonces dijimos que la haríamos".

La madera que esta pareja toma son desde las playas de Santa Verónica hasta Galera Samba.


Este hombre asegura que hay mucha madera pero muy poquita es utilizable para hacer las decoraciones.


"La madera dura toda la vida siempre y cuando no se exponga a la interperie, se humedezca o seque y humedezca, eso es lo que la daña. Hay templos en Japón que han durado más de mil años", apuntó.