top of page

Una barranquillera ganó más de $1.500 millones en apuestas. ¿Usted que haría con ese dinero?

Actualizado: 18 ene

En RegiónCaribe.org consultamos cuál sería la reacción de los ciudadanos si llegan a contar con la misma suerte.

Tomada de Pinterest

Este martes una barranquillera se despertó con la buena noticia que había ganado más de mil quinientos millones de pesos después de conseguir el premio del ‘Doble chance’. Además, la suerte la sorprendió porque también salió favorecido con la lotería Sinuano noche apostando el número 8628 y en Caribeña noche 1935, donde acumuló un total de $16.390.000.

Sumando las dos ganancias, la ciudadana que residen en el barrio Siete de Abril acumuló un jugoso botín de $1.568.390.000, un dinero que no le cae mal a ninguna persona en medio de la crisis económica que atraviesa el país a raíz de la inflación.

En RegiónCaribe.org conversamos con los barranquilleros que diariamente hacen una inversión para encontrar un golpe de suerte por medio de las apuestas a quienes les consultamos que harían si llegan a ganarse una cifra similar como la antes mencionada.

“Afortunadamente yo he ganado varias veces, pero nunca he contado con la suerte de pegarle a una cifra tan grande. Las veces que le pagué al número me gané cuatro millones, una vez solo pude coronar $400.000, pero, así como uno gana también le invierte”, dijo Adalberto Estrada, quien señaló apostar entre tres y cuatro veces por semana.

Muchas de las personas que apuestan, aseguran que lo primero que harían si ganan una cifra de dinero así, sería comprar un apartamento o salir del país por una temporada.

“En lo personal siempre he pensado que, si me gano ‘la bolita’ con un número fuerte, de una compro unos apartamentos y los alquilo para no tener que trabajar más en lo que me reste de vida y así podré disfrutar más tiempo con mi familia. Hasta un carro me puedo comprar, pero uno tampoco puede dar mucha ‘papaya’ porque siempre está el envidioso que después le quiera hacer daño. Por eso, se deben manejar las cosas fríamente para no generar sospechas y más ahora que la inseguridad está a la orden del día”, dijo Roberto Medina, quien se dedica a la conducción de bus se servicio público.

Mientras que Oscar Silvera, maestro de obra, señaló que “Con esa cantidad de dinero me voy de viaje con la familia para alguna isla o hago un tour por varios países porque eso es lo que uno se merece y es lo que al final le queda a uno, los recuerdos. Claramente también debo asegurar el futuro de mis dos hijos y le compraría una casa a cada uno. Ya de ahí en adelante que se defiendan ellos”.

bottom of page