S.O.S en Piojó: más de 100 familias resultaron seriamente afectadas tras emergencia invernal

Las fuertes precipitaciones que cayeron bajo la Costa Caribe colombiana durante el fin de semana dejaron un sinnúmero de afectados. En Piojó, alrededor de 13 viviendas terminaron totalmente colapsadas debido al deslizamiento de tierras.

Este es el devastador panorama del municipio. Foto: cortesía.

Más de 100 familias resultaron con sus viviendas seriamente afectadas en consecuencia a las fuertes inundaciones ocasionadas por las lluvias que cayeron sobre el municipio atlanticense. Aparte de ello, alrededor de 13 viviendas colapsaron, pues el agua terminó por debilitar los terrenos en donde estas estaban construidas y el final fue devastador, pues ese es el mismo número de familias que actualmente no cuentan con un techo donde resguardarse.

Según los ciudadanos, “salieron vivos de milagro”, pues es preciso mencionar que esta situación se presentó durante la madrugada de este domingo, por lo que los moradores de las viviendas se encontraban descansando cuando todo ocurrió.

“Estábamos durmiendo y sentimos un fuerte estruendo, en eso nos dimos cuenta que era la vivienda que se venía abajo y lo único que pudimos hacer fue salir corriendo y dejar todo, pues en esos momentos debe primar la vida; sin embargo, ahora estamos aquí sin nada, sin un techo ni ningún sitio donde dormir, esta situación es horrible y muy preocupante”, aseguró uno de los afectados.

Afortunadamente, hasta el momento no se han reportado pérdidas humanas tras estas emergencias; no obstante, los ciudadanos afirman sentirse “en vilo e impotentes”, pues, según han afirmado, “no es mucho lo que puedan hacer”.

De igual forma, la comunidad de Piojó afirmó que “si los hubiesen escuchado” esto no habría sucedido, pues, según explicaron, “desde hace tiempo” venían avisando a las autoridades e instituciones municipales el riesgo en el que se encontraban debido a los terrenos inestables del sector. Precisaron que justamente en la misma fecha, pero del año anterior, habían dado el parte de emergencia en las calles que resultaron afectadas, “sin embargo nadie hizo nada”.

“Estamos vivos de milagro porque las casas pudieron habernos caído encima y nada hubiésemos podido hacer. Si estamos vivos es porque Dios así lo quiso, pero esto se pudo evitar con tiempo”, añadió.

Distintas vías han sido cerradas para mitigar las emergencias. Foto: cortesía.

¿Por qué se cayeron las casas?

Según Candelaria Hernández, subsecretaria de Prevención y Atención de Desastres en el Atlántico, esta emergencia (hasta ayer 6 de noviembre) había dejado un saldo de 100 viviendas afectadas y 13 colapsadas en los sectores de ‘El Cementerio’ y ‘Camino Grande’. Según ella, esta situación se presentó “debido a una falla geológica en el municipio”.

“Esta falla geológica se ha flexibilizado debido a las más de 24 horas de intensas lluvias en el departamento. Estamos revisando la situación, evaluando las viviendas que están en riesgo. Desde la Gobernación del Atlántico se envió un oficio al Instituto Nacional de Geología desde hace varias semanas para que revisaran esta situación y estamos a la espera de su respuesta”, aseveró.

Asimismo, la funcionaria explicó que por parte de la Defensa Civil y la Gobernación del Atlántico se están llevando a cabo acciones en pro de ayudar a las familias damnificadas, como un subsidio de arriendo. Por el momento, las 13 familias se encuentran resguardadas en la iglesia municipal.

“La invitación es que ante este peligro la comunidad salga de las casas, no se puede estar en la zona. Estamos evaluando las afectaciones, hacemos un llamado a la prudencia y a la calma”, puntualizó.

Es preciso recalcar que, durante la tarde de este domingo, la alcaldesa de Piojó, Omaira González, declaró alerta roja en el territorio debido a lo ocurrido por la emergencia climática.

Posterior a un encuentro que tuvo la mandataria con el Consejo Municipal de Gestión de Riesgos de Desastres, procedió a emitir (a través del Decreto N045 de 2022) la medida en la que se declara al municipio en calamidad pública.

Por el momento, las autoridades no permiten el ingreso a las zonas más afectadas del municipio y el paso de vehículos por la vía Usicurí - Aguas Vivas, en el corregimiento de Piojó.

La mandataria pidió a los ciudadanos tomar todas las rutas de prevención que sea posible para evitar riesgos mayores, esto teniendo en cuenta que, según el IDEAM, las lluvias todavía no mermarán.

Algunas viviendas aún se encuentran en riesgo de colapso. Foto: cortesía.