Primer laboratorio móvil de ADN ambiental fue inaugurado en Santa Marta

El embajador de Francia en Colombia afirmó que este proyecto podría ser la oportunidad para crear relaciones de tipo ambiental entre ambos países.

Inauguración del laboratorio. Foto: cortesía

Este martes 12 de julio fue inaugurado en Colombia el primer laboratorio móvil de ADN ambiental. Este laboratorio servirá para lograr la extracción del material genético que distintas especies arrojan. Las muestras podrán recogerse en ambientes tales como el aire, el agua, los sedimentos y el suelo. De esta forma será posible determinar que especies habitan (o habitaron) en el sitio donde se tome la muestra.

Asimismo, esta herramienta de muestreo y análisis podrá (entre otras cosas) permitir tomar decisiones basadas en los resultados obtenidos, sin necesidad de tomar riesgos antes de tener seguridad de que acciones ejecutar frente a la conservación de especies o ecosistemas.

Este proyecto se llevó cabo en la capital del Magdalena y se inauguró en presencia de autoridades locales, de entidades del Sistema Nacional Ambiental, del Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras (INVEMAR) y con el embajador de Francia en Colombia, Frédéric Doré. De igual forma, asistió el Instituto de Hidrología, Meteorología y Estudios Ambientales (Ideam) y el Instituto Amazónico de Investigaciones Científicas Sinchi, así como universidades del Magdalena y la Nacional.

INVEMAR manifestó por medio de un comunicado que este laboratorio móvil de ADN ambiental será destinado principalmente para el estudio de la biodiversidad y orientado a reforzar la cooperación científica, tecnológica e innovadora entre Colombia y Francia y a su vez, generar conocimiento científico que esté al servicio de las autoridades locales y nacionales para la creación de políticas públicas necesarias para la protección de los valores ambientales y el desarrollo del país.

Los recursos para la elaboración de este proyecto provinieron del Ministerio de Medio Ambiente a través de INVEMAR. También apoyó la Agencia de Cooperación Internacional de Colombia y al proyecto FASEP 1195 de 2021 desarrollado por el Gobierno de Francia a través del Ministerio de Comercio, Industria y Turismo, así como la empresa francesa SPYGEN S.A.S.

El capitán Francisco Arias Isaza, director general de INVEMAR, manifestó que implementando esta tecnología ya fue posible aportar datos de ADN ambiental para entregar al Ministerio de Ambiente toda la información necesaria para la declaratoria de dos nuevas Áreas Marinas Protegidas: la Reserva Natural Cordillera Submarina Beata en el Caribe, y el Distrito Nacional de Manejo Integrado Colinas y Lomas de la Cuenca en el Pacífico Norte.

“Las técnicas moleculares han revolucionado la biología, y muy particularmente el tema de la investigación taxonómica, y esta es la posibilidad de utilizar estas técnicas para hacer inventarios de biodiversidad de una manera ágil y rigurosa”, afirmó Arias Isaza.

Por su parte, el embajador de Francia en Colombia, Frédéric Doré, precisó que este proyecto podría ser la puerta que abra relaciones futuras en materia ambiental entre el país europeo y el continente latinoamericano, especialmente con Colombia.

“Esta es una señal más de la cooperación entre Francia y Colombia sobre un asunto de suma importancia que está ligado al futuro del planeta: la preservación de la biodiversidad”, puntualizó el embajador.

Se espera que con este proyecto sea posible llevar a cabo la conservación de especies y de espacios naturales que se han ido perdiendo por falta de un adecuado estudio de los ecosistemas.