La jardinería: una actividad para aprender y compartir en familia

Actualizado: ago 26


Muchos al escuchar la palabra Jardinería imaginamos a nuestras madres o abuelas regando sus plantas en casa y creemos que es una actividad que solo podrían desarrollar ellas, por ser mujeres o amas de casa y no es así. Debemos quitar los estereotipos que tenemos en nuestra mente y abrirnos a la oportunidad de encontrar en un jardín, espacios para aprender y compartir en familia en estas épocas de aislamiento, que cada día nos lleva a reinventarnos en casa.



Aida Hernández, es una mujer que descubrió poco a poco el encanto de la jardinería después de varios intentos por construir un espacio lleno de flores hermosas y plantas medicinales en su casa. Cuenta cómo entendió que las plantas son más que un elemento decorativo de los hogares y se convierten en un miembro de la familia "nos hemos dado cuenta que el jardín tiene su propia personalidad, tratamos de entender cada planta que lo conforma, por ejemplo la begonia es nuestra consentida y al comienzo la teníamos en una matera en el piso, pero con la llegada de ‘Chispitas’ (una perrita Beagle) tuvimos que reubicarla para que no la dañara y es ahí donde nos damos cuenta que todo esto es un proceso de adaptación familiar" , comenta.



En estos tiempo de cuarentena se da la oportunidad de aprender a apreciar todas esas pequeñas cosas que hacen parte de nuestro día a día en casa. Aida, en medio de esta situación actual señala que "esta emergencia por las que estamos pasando nos ha demostrado que los valores están invertidos, tenemos más la vida hacía fuera de nuestras casas que dentro de ella, tenemos la atención en lo que están haciendo los demás y no en lo que es realmente bueno para uno", con esto hace referencia a la importancia de tener el #CasusoGarden (como le llama a su jardín en honor al apellido de su esposo) en su hogar y reconocer todos los beneficios que ha traído para su familia, en la que comparte con su esposo a diario las responsabilidades de su cuidado y en el que su hija de 11 años se ha involucrado también llevando sus pequeñas figuras de juguetes a las macetas, convirtiéndolas en hadas y guardianes de sus tierras.



Y es que tener un jardín no es solo disfrutar de los maravillosos colores que sus flores y hojas te regalan, te da la oportunidad de recibir visitas hermosas aún en el aislamiento, "a mi balcón llegan bellos colibríes, mariposas y hasta algunos pajaritos y disfrutamos mucho de eso", dice Aida. Además que también cuenta con plantas medicinales como menta, toronjil, orégano, que se convierten en aromatizantes de sus espacios y sirven también para consumo y cuidado de la salud.


La pasión por esta actividad le ha demostrado, que no hay que ponerse límites al momento de crear y conseguir lo que se quiere, asegura que no se necesitan de grandes espacios, ni mucho dinero para mantener un jardín; un lugar al que llegue luz solar, agua y mucho amor es lo fundamental, "todo hay que hacerlo con corazón" resalta junto a su esposo esta frase.



Esta mujer enamorada de sus plantas, quien asegura no poder continuar su vida sin tenerlas en ella, recuerda la frase célebre "el amor es como una flor que hay que regar todos los días", y comparte estos Tips básicos que le han funcionado para mantener su #CasusoGarden florecido:


1. Regar las plantas por la mañana y por la noche. Explica que cuando ya no hay sol logran absorber mucho más el agua y hace énfasis en que cada flor debe recibir su baño directamente.


2. Utilizar fertilizantes para las plantas con flores. Aunque no es completamente necesario.


3. Realizar poda a los troncos en tiempos prudenciales o cortar las hojas cuando se vean cambios de color, para que crezcan de nuevo y ayuda a darles forma y conseguir un jardín mucho más llamativo.



Desde #RegiónCaribe los invitamos a aprovechar este tiempo de cuarentena para crear en familia espacios como estos en casa, en el que todos puedan tener responsabilidades para cuidarlo y verlo crecer. Es una actividad para la que no hay género, edades, ni profesiones, solo se necesita un espíritu con muchas ganas de aprender de todas las ventajas que representa tener un jardín y disfrutar de todo ese proceso.


Créditos de fotografías y vídeo: Aida Hérnandez - #CasusoGarden