top of page

Familias afectadas por deslizamientos en Juan de Acosta fueron reubicados por la Gobernación

La Gobernación del Atlántico visitó los municipios de Juan de Acosta y Candelaria para entregar a familias damnificadas apoyo para reubicación con un subsidio de arriendo transitorio.

Varias familias han sido reubicadas. Foto: cortesía.

Con ayudas humanitarias, subsidios de arrendamiento y obras de contención y mitigación, la gobernadora del Atlántico, Elsa Noguera, apoya a las familias de Juan de Acosta y Candelaria que resultaron damnificadas tras deslizamientos de tierras.

La mandataria departamental arribó en ambos territorios afectados para conocer en primera persona las principales problemáticas y de esta forma buscar las alternativas más adecuadas.

“Estamos realizando visitas a las familias que sufrieron afectaciones tras las lluvias. Fue impresionante la cantidad de agua que cayó y el desbordamiento del arroyo Grande. Afortunadamente, había algunas familias que logramos reubicar y se evitó una tragedia porque ayer esas viviendas se vinieron abajo. Y seguimos apoyando a la Alcaldía en las reubicaciones con el subsidio de arriendo transitorio, para que las familias de este municipio y de todo el departamento que estén en riesgo salgan y permanezcan por un tiempo en arriendo hasta que podamos recuperar la tranquilidad y cesen las lluvias”, aseveró Noguera.

La gobernadora llegó también hasta el corregimiento de Chorrera, sitio en el que la lluvia ocasionó el deslizamiento de un cerro que acabó por derrumbar nueve viviendas del sector y afectando las tuberías de gas, servicio que ya fue restablecido.

“Actualmente se continúa trabajando con la maquinaria y haciendo limpiezas para así tener la forma de garantizar que, cuando llueva tanto, el agua pueda circular en los arroyos. También estamos garantizando las ayudas humanitarias para que los afectados puedan mitigar la situación”, añadió.

Fueron 15 núcleos familiares los que se vieron afectados en esta zona con deslizamientos que se presentaron debido a desbordamientos de arroyos. Estas 15 familias fueron reubicados en un hotel ecológico de la zona y en viviendas de familiares cercanos.

En total, se han reportado 120 familias damnificadas en el municipio y en Chorrera se censaron 30 que están en riesgo.

Según Mauris Sarabia, moradora del sector afectado y cuya vivienda fue evacuada en días anteriores y posteriormente terminó colapsando, afirmó que, gracias a la ayuda del personal de la Gobernación, ella y sus seres queridos pudieron ser reubicados en la vivienda de su suegra antes del deslizamiento del jueves. “Gracias a ellos, pudimos salvarnos y estamos bien, lejos de la zona de alto riesgo”.

Por su parte, el secretario de Gobierno de Juan de Acosta, Juan David Rojas, afirmó que, “en un trabajo articulado entre la Gobernación y la Alcaldía, hemos avanzado en acciones que tienen como objetivo mitigar el riesgo de la socavación y la inundación producto de las fuertes lluvias. Reubicando a las familias en compañía de la Subsecretaría de Prevención y Atención de Desastres del departamento, estamos trabajando con la comunidad también en la intervención con maquinaria, a la altura de los arroyos Grande y Morotillo”.

Por el momento, la Gobernación anunció que seguirán las labores de contención y apoyo para los ciudadanos que estén pasando por estas situaciones invernales.

Entradas Recientes

Ver todo

댓글


bottom of page