Estudio actualizado muestra cuánto más riesgo de morir tienen no vacunados contra COVID en Colombia

Actualizado: 27 ene

Los resultados del estudio fueron revelados hoy por el Ministerio de Salud y Protección Social.


Las diferencias en las tazas de hospitalización y muertes por COVID-19 entre personas vacunadas y no vacunadas se han estudiado en muchos países como una forma de medir la efectividad de la inmunización. Estos estudios muestran consistentemente que las vacunas tiene un efecto protector importante en la reducción del riesgo de enfermedad grave causada por el SARS-Cov2.


En Colombia, la Dirección de Epidemiología y Demografía y la Dirección de Medicamentos y Tecnologías en Salud del Ministerio de Salud y Protección Social actualizan periódicamente el estudio de Efectividad de las vacunas contra el covid-19 – Cohorte Esperanza, que reveló nuevos resultados a nivel nacional. Estos resultados arrojan luz sobre la situación actual que atraviesa el país en términos de inmunización y mortalidad, principalmente en relación con la variante ómicron.



¿Qué dicen los resultados?


Los resultados del estudio en mención, realizado entre el 28 de noviembre de 2021 y el 8 de enero de 2022, reafirman lo que ya se conocía: el riesgo de hospitalización y muerte por COVID-19 aumenta con la edad.


No obstante, si se comparan las personas no vacunadas con las vacunadas, el riesgo es varias veces mayor para las primeras. Esto ocurre en todas las edades, a partir de los 30 años.

Por ejemplo, se supo que en el país las personas de 60 a 69 años que no se vacunaron en diciembre tuvieron cinco veces más riesgo de fallecer que las personas de esa misma edad que sí tenían el esquema de vacunación completo. Lo mismo ocurrió en el caso de las personas de 80 años y más.


Julián Fernández, director de Epidemiología, explicó que "en todos los grupos de edad analizados, consistentemente se observa ese mayor riesgo en las personas no vacunadas, que varió entre 3 a 6 veces, durante el mes de diciembre".


"Esos riesgos pueden variar de acuerdo con el momento de pico (situación epidemiológica) y el tiempo que haya pasado desde que las personas son vacunadas, dado los cambios de la protección de las vacunas en el tiempo, especialmente cuando no han recibido su refuerzo, por esto en periodos más largos el riesgo relativo estimado puede ser diferente", agregó.





A propósito de este análisis, en el que fueron incluidas 22.165.609 personas, Fernández asegura que sirve como evidencia de que, incluso ahora durante la oleada de contagios por ómicron, es posible reducir de forma significativa el riesgo de ser hospitalizado o de morir si se cuenta con esquema de vacunación completo y refuerzos, en los casos que corresponda.


En lo que hace a los refuerzos, el director de Epidemiología añadió que pronto se realizará un estudio sobre el impacto de estas dosis según los diferentes grupos de edad.