El Festival del Guandú vuelve a la presencialidad

Este sábado 26 y domingo 27 de febrero, 38 familias, entre matronas, campesinos y productores de Sibarco, Baranoa celebrarán Festival del Guandú de manera presencial.


Sibarco se encuentra con sus cocinas y terrazas listas para ofrecer los deliciosos platos que se crean a partir del grano calentano, el famoso "guandú", conocido por ser uno de los platos conocidos en esta epoca donde el grano da cosecha.


38 puntos ubicados en los tradicionales patios y terrazas de los hogares de las matronas, ofrecerán platos derivados de la yuca y dulces tradicionales, como también se expondrán los planes para conocer de la historia y la riqueza cultural del festival.


Desde las 9:00 de la mañana estará habilitado el ingreso al corregimiento de Sibarco, en Baranoa, que contará con zonas de parqueadero y puntos de bioseguridad como parte de la logística del evento.


Baranoa cuenta con el 80 por ciento en cobertura de vacunación en primeras dosis y 70 por ciento con esquema completo.


“No se pueden perder las variedades de sancocho de guandú con carne salada, cerdo y rabo, preparado por las manos de las matronas que conservan esa receta original. Hay que destacar que este festival lo realizamos de forma biosegura, porque nuestro municipio cuenta con más del 70 por ciento de cobertura en vacunación”,

resaltó el alcalde de Baranoa, Roberto Celedón.


“En todas las casas vamos a disponer un protocolo de bioseguridad para atender de la mejor manera a los visitantes, así como lo hemos hecho siempre. Este evento nos permite compartir nuestra identidad cultural con todos los atlanticenses”

afirmó emocionada la matrona.


El Festival del Guandú inaugura la ruta gastronómica de Sazón Atlántico, estrategia que impulsa la reactivación y fortalecimiento de las cocinas tradicionales del departamento, a través de la Secretaría de Cultura y Patrimonio de la Gobernación del Atlántico. Con este programa, en 2021 se realizaron 10 festivales, que beneficiaron a más de 5.000 familias vinculadas a la cocina local, movilizando más de 730 millones de pesos.


“Nuestras matronas son depositarias de un legado cultural muy importante, ya que alrededor de la cocina unen a las familias, crean comunidad y transmiten conocimientos. Por eso, es motivo de orgullo y alegría reencontarnos con nuestras mujeres y productores, que se han mantenido firmes en medio de la pandemia”, expresó la secretaria de Cultura y Patrimonio, Diana Acosta.