top of page

El Atlántico le rinde homenaje Francisco Javier Cisneros

Con una estatua en el Muelle de Puerto Colombia se honorificó la vida del ingeniero cubano, que llegó a Colombia en 1874 y fundó dicho territorio atlanticense.

Con esta entrega son seis las piezas de arte que se integran a la infraestructura de la Plaza y el Muelle de Puerto Colombia, en una iniciativa que suma a su atractivo turístico y cultural. Foto: cortesía.

El Muelle de Puerto Colombia dio un giro de 180 grados. De estar casi en el abandono y el descuido total, ha pasado a ser una de las obras más importantes de este municipio ribereño, el cual se convirtió ahora en uno de los municipios del departamento del Atlántico con más vida comercial, sitios turísticos y actividades para toda la familia.

Una particularidad de este muelle es que ha sido utilizado para conmemorar de cierta forma la llegada de migrantes al departamento, resaltando así la bienvenida que le da este territorio a quienes llegan de otras tierras. En esta ocasión se le rindió homenaje al ingeniero cubano Francisco Javier Cisneros, el cual llegó al Atlántico en el año 1874.

El acto lo desarrolló la gobernadora Elsa Noguera, quien aseguró que esta es una de las obras más importantes del conjunto de inmigrantes. La revelación de la estatua se dio en medio de una intervención artística a la Plaza y el Muelle de Puerto Colombia, con el fin de, según la Gobernación, fortalecer sus atractivos turísticos a partir de su importancia histórica.

“Es la obra número seis que llega aquí a la Plaza y es del ingeniero Francisco Javier Cisneros, quien llegó a Colombia con un propósito y fue construir el gran puerto marítimo, el primero del país. Escogió este lugar, luego de varios intentos, y fue por aquí donde ingresaron los migrantes al país, encontrando en el Atlántico un lugar lleno de oportunidades”, aseveró la mandataria durante el acto oficial.

Cabe recalcar que Cisneros, quien nació en Santiago de Cuba en el año 1836, participó en la construcción del muelle de Puerto Colombia y fue además el fundador de este territorio. El cubano también tuvo que ver con la construcción del tranvía de Barranquilla, la mejora de la navegación en el bajo Magdalena, organizando al mismo tiempo, varias compañías de navegación a vapor para transportar pasajeros y correo por el canal del Dique, el río Magdalena, el Nechí y el bajo Cauca.

​“Hoy hemos sido testigos de un momento histórico por el protagonismo que se le da a este personaje, estableciendo un espacio físico para alguien que marcó una pauta en el progreso y la historia del país. Este acto también nos recuerda que tenemos lazos muy importantes con la tierra cubana y marca un derrotero histórico para el municipio y el departamento”, dijo por su parte Helkin Núñez, investigador del Archivo Histórico del Atlántico.

Estas obras que han sido instaladas en la Plaza de Puerto Colombia hacen parte del trabajo de la artista Elsa Marina Losada, quien es mejor conocida como 'Elmar'. Cada una de las seis piezas utilizadas e instaladas a la fecha, pesa entre 250 y 350 kilos, el tamaño promedio supera los 1,60 metros de alto, y para su elaboración fueron requeridos entre 6.000 y 8.000 piezas de materiales como: porcelana, cerámica, smalti italiano, piedras semipreciosas, entre otros recursos utilizados en la técnica de mosaico, sobre las figuras en bronce.

“Es un acto de justicia con la historia, porque si hacemos el análisis de cómo entró a Colombia, por este puerto, por este muelle, el fútbol, la música, todos estos migrantes nos trajeron su cultura, una cultura que todavía permanece. Todo lo que fue el progreso nacional, buena parte de la maquinaria, productos, entraron por este muelle. Por eso, aplaudo hacerle un homenaje a la gente venía, algunos con sus pesares otros con sus grandezas, pero todos nos trajeron un aporte, algo nuevo, entonces maravilloso lo que ha pasado aquí”, puntualizó Rubén Darío Mejía, habitante de Puerto Colombia.
bottom of page