El Amira de la Rosa reabriría, cuando menos, a finales de 2026

Los diseños propuestos por las firmas especializadas ya están siendo estudiados.


Foto: José David Villalobos

Faltando cinco meses para que se cumplan seis años de su cierre, que se efectuó en 2016 tras determinar el deterioro riesgoso de su infraestructura, el Teatro Amira de la Rosa de Barranquilla ya tiene, al final, una fecha tentativa de reapertura.


Será a finales de 2026 o a principios de 2027. Eso, por lo menos, fue lo que anunció Diego Restrepo, gerente del Banco de la República, que es la entidad rectora del recinto desde el 2018, cuando le fuera cedido en donación.



Los antecedentes inmediatos


Luego de la aprobación del Plan Especial de Manejo y Protección (PEMP) del Teatro Amira de la Rosa en septiembre del año pasado, el siguiente paso fue la expedición, por parte del Ministerio de Cultura, de la resolución que contiene la normativa para el desarrollo de las obras de intervención del teatro y de los dos lotes colindantes que también le fueron donados al Banco de la República.


Emitido el aval, el BanRep pudo avanzar en la gestión y, así, preseleccionó seis firmas constructoras, una de las cuales será escogida para ejecutar los trabajos. De acuerdo con Diego Restrepo, las firmas ya han propuesto algunos diseños, que están siendo estudiados. La escogencia, sin embargo, no solo depende del banco.



Una elección conjunta


En diálogo con el medio El Heraldo, Restrepo dijo que también era necesario el visto bueno de unos grupos focales conformados por expertos de la ciudad, gestores culturales, niños, jóvenes y asistentes asiduos del teatro. Con ellos, dijo el gerente, se sentarán a conversar a lo largo del 2022, ya que en el 2023 deberán entregarles al Ministerio de Cultura y más tarde a la Curaduría urbana el diseño escogido, para la posterior aprobación de la licencia.


Las obras tardarían dos años; iniciarían en 2024.