Barranquilla ahora hace parte de la Comunidad Interamericana de Observatorios del Delito

Se trata de una red de entidades creada por la OEA para el análisis del delito.

Barranquilla ingresó como nueva integrante de esta red junto a ciudades como Tucumán (Argentina) y Peñalolen (Chile). Foto: cortesía.

A partir del mes de octubre la capital del Atlántico comenzó a ser parte de las ciudades que son miembro de la Comunidad de Observatorios del Delito. Esta comunidad se trata de una red de diversas entidades, las cuales se unen para llevar a cabo la observación y el análisis de los distintos delitos que suceden en la actualidad. La red fue creada por el Departamento de Seguridad Pública de la Organización de los Estados Americanos -OEA.

Mediante el Observatorio en Seguridad y Convivencia Ciudadana de la ciudad, la Alcaldía distrital podrá tener acceso a estudios, análisis y referentes de otros países respecto a los fenómenos en materia de seguridad pública y su abordaje.

Según el jefe de la Oficina para la Seguridad y Convivencia Ciudadana, Nelson Patrón, el ingreso de este observatorio será positivo para “robustecer” la labor de análisis, lo cual permitirá, a mediano plazo, mejorar la toma de decisiones dentro de la Administración distrital.

“Esto nos permite contar con conocimiento sobre buenas prácticas en otros países para la creación de estrategias que puedan ser replicadas y adaptadas a nuestra ciudad y nuestro contexto", aseveró el funcionario.

En esta oportunidad, Barranquilla ingresó como nueva integrante de esta red junto a ciudades como Tucumán (Argentina) y Peñalolen (Chile).


La formalización del ingreso del Observatorio en Seguridad y Convivencia Ciudadana a la Comunidad Interamericana de Observatorios del Delito se llevó a cabo mediante una conferencia de manera virtual, en la cual los representantes de cada ciudad explicaron de que forma trabajan y cual es su proceder en estos en materia de recolección y análisis de datos e información para el abordaje de problemas delictivos, de violencia y de convivencia. Asimismo, compartieron experiencias y prácticas prometedoras que han permitido la puesta en marcha de sus análisis e investigaciones.

Es importante mencionar que la encargada de este proyecto en la capital del Atlántico es la Oficina para la Seguridad y Convivencia Ciudadana.