"Bailo porque se me mete por aquí por las venas": Bailador de cumbia

Un atardecer dorado iluminó las caras coquetas de quienes bailaron el elegante y romántico acto del ritmo, la cumbia. Puerto Colombia celebró el día nacional de este ritmo colombiano.

Fotografía: Natalie Berdugo

Mientras las polleras se disputaban con las olas sobre quienes tenían los mejores vaivenes que el viento provocaba, el mar de Puerto Colombia y su muelle fueron el telón de fondo de esta rueda.


El territorio donde se celebra el Festival del Sirenato de la Cumbia desde el 1966, se engalanó con la presencia de 100 cumbiamberos del municipio, quienes en el reciente escenario de la Plaza Central bailaron junto al muelle, al son de la tambora y la flauta de millo del Semillero de Tradición.




Fotografía: Natalie Berdugo

El atardecer dibujaba la silueta de sombreros vueltiaos y los perfiles de miradas que frente a frente bailaron en la rueda que se hizo en el pequeño escenario del reciente teatrino; como se suele hacer en este ritmo tradicional, en el que según las enseñanzas populares el hombre busca cortejar a la mujer.


Las cumbiambas Renacer Porteño, Los Tulipanes, Mi Tambó, Cumbión del Mar y La Revoltosa hicieron parte de este evento organizado por la Gobernación del Atlántico, a través de la Secretaría de Cultura y Patrimonio.


"La mejor forma de rendir homenaje a la cumbia es bailando con nuestros cumbiamberos quienes son los protagonistas y principales guardianes de esta tradición".

Recalcó la secretaria de Cultura y Patrimonio, Diana Acosta.


La rueda de cumbia tuvo como invitadas especiales a la reina del Carnaval de Barranquilla, Valeria Charris y la reina del Carnaval de Puerto Colombia, Lethsy Martínez, quienes se unieron a la velada cultural.





Cumbiamberos


Fotografía: Natalie Berdugo

Una de las bailadoras de la celebración fue Leydis Obregón, cumbiambera porteña de 19 años del grupo "Los Tulipanes", ella nos contó a Regióncaribe.org que le lo que mas ama de bailar de este ritmo, es la elegancia de la mujer quien responde al coqueteo del hombre.


"El sentimiento de cuando se toca la flauta y los tambores es como si te estuviera entrando por las venas, y tu sientes la música y sientes ese sentimiento".

Comentó Leydis.


Por otro lado, Marco Ariza tiene 63 años de los cuales le ha dedicado 28 a esta tradición que se nota le saca una sonrisa de oreja a oreja. Él también concuerda con la misma experiencia de Leydis, afirmando que la cumbia entra por las venas al instante de escuchar el tambor o una flauta de millo.

Fotografía: Natalie Berdugo

"Bailo porque se me mete por aquí por las venas y enseguida la siento y la vivo. La cumbia es sentirla, si no la sientes no eres un buen bailador.

Afirma Ariza


Por supuesto, qué sería la cumbia sin sus instrumentos de raíces indígenas y africanas. En esta ocasión los músicos presentes no llegaban a medir más de medio metro pues con tan solo 5 años de edad tocaron el tambor o el guache. Todos pertenecientes al Semillero de Tradición del Sirenato de la cumbia, proyecto que inició en el 2018 y lo conforman niños de 5 años a jóvenes de 18 años.


"Me siento muy feliz por hacer lo que me gusta, la danza de la cumbia. Le doy gracias a Dios porque en medio de la pandemia, tenemos la oportunidad de reunirnos bailando con este hermoso Muelle de fondo. Me siento orgulloso de ser porteño"

dijo con entusiasmo César Espinoza, de la cumbiamba Renacer Porteño.


La música


El músico folclórico de Puerto Colombia, Alfonso Gonzáles, Director del Semillero comenta que la idea del grupo es ir creciendo y continuar con su característa incluyente, ya que también está conformado por niños con condición de discapacidad física y cognitiva, como también migrantes venezolanos.


Fotografía: Natalie Berdugo

"Es importante que los niños se involucren con estos instrumentos, con estos ritmos porque es una manera de salvaguardar nuestras tradiciones, sabemos que con ellos es seguro que estas tradiciones no morirán"

Para Alfonso la cumbia es una estilo de vida, pero además representa la paz interior


"La cumbia me refugio en ella con la flauta de millo, con sus tambores y en sus canciones, en sus letras, me gusta demasiado la cumbia"