"Aeropuerto no tendrá las obras al 100 % pero sí estará listo para Asamblea BID 2020": Pumarejo

El ingreso y egreso del Ernesto Cortissoz será por la segunda circunvalar, conocida también como 'circunvalar de la prosperidad'.

.

Por: Aldira Chamorro Ojeda


No obstante a que el aeropuerto Internacional Ernesto Cortissoz no tendrá las obras culminadas al 100 %, la terminal aérea sí estará lista para recibir de manera adecuada y cómoda a las cerca de 7.000 personas que participarán en la Reunión Anual de la Asamblea de Gobernadores del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la Corporación Interamericana de Inversiones (CII). Así lo dio a conocer el alcalde de Barranquilla, Jaime Pumarejo Heins, durante rueda de prensa ofrecida para informar sobre la preparación de la capital atlanticense con respecto al evento económico mundial.


“La idea es que las personas se bajen del avión en un ambiente climatizado, cómodo y agradable, que reciban su maleta de manera funcional, que salga y pueda tomar su transporte con la mayor transparencia, y cuando retorne al aeropuerto haga su check inn de la mejor manera posible. Que la imagen que se lleven los visitantes es que en Barranquilla estamos haciendo las cosas bien”, sostuvo el mandatario.


Explicó, además, que el ingreso y egreso del aeropuerto será por la segunda circunvalar, conocida también como circunvalar de la prosperidad, debido a se están realizando trabajos de infraestructura en la calle 30 y en la vía circunvalar.


“Las obras significan progreso y no debemos tener miedo a que la gente llegue y vea que estamos construyendo nuestro futuro”, enfatizó el Alcalde de Barranquilla.


Pumarejo resaltó el trabajo de la gerente de la Asamblea BID, Karen Abudinen, quien representa al presidente Iván Duque en la organización de este evento, impulsado por el Gobierno Nacional. “Ella como barranquillera ha hecho todo los posible por tratar de que el aeropuerto esté lo más listo posible, incluso pidiendo cosas que eran casi imposibles de cumplir y se han ido cumpliendo”.


Foto: cortesía @Aeropuertobaq