40 familias de Puerto Colombia recibirán mejoramiento de vivienda

Varias familias porteñas recibieron la noticia que habían sido uno de los municipios seleccionados para realizar las mejoras de vivienda.


Cortesia: Pastoral Social Barranquilla

El programa de Mejoramiento de Vivienda y pisos del Secretariado de Pastoral Social-Cáritas de la Arquidiócesis de Barranquilla busca realizar mejoramientos parciales o integrales a las viviendas de las familias más vulnerables del departamento del atlántico.


La obra consiste en apoyar a las comunidades de los municipios que más requieran apoyo, la actividad se ha realizado en 25 departamentos del Atlántico y actualmente llevan 5.169 mejoramientos de pisos, 28 construcciones de baños y esperan llegar este 2022 al mejoramiento 5.700.


“El plan de mejoramiento se escoge de dos maneras, para seleccionar a quienes van a llegar estas ayudas, primeramente, esta Cemento Argos como donador ellos sugieren el municipio y el párroco brinda las sugerencias de cuál es su sector con más dificultades, de esta forma de comienza la labora que está en función de brindar una mano ayuda a las comunidades”.

Agregó el Padre Johan Acendra Subdirector de la Arquidiócesis de Barranquilla


Este programa se desarrolla junto a los sacerdotes de cada Parroquia y se socializa quienes son los sectores que más requieren de esta ayuda. También cuentan con la participación de Cemento Argos, quienes están a cargo de sugerir cuales pueden ser los posibles sectores donde se deban realizar estas entregas.



Después que se realizan las entregas se hace la bendición a los pisos, se escogen varias familias de un mismo sector, donde participa el arzobispo Monseñor Pablo Salas, el padre Fidel Iglesias, director de Pastoral Social-Cáritas Barranquilla, grupos apostólicos y los donantes.



Requisitos para ser beneficiario del programa


Las familias deben cumplir con los requerimientos que son solicitados para poder participar de las ayudas y cuáles son los pasos a seguir después de ser seleccionados.

  1. Que la vivienda sea propia

  2. Que no esté en alto riesgo

  3. Que los pisos sean de arena o piedra (no de cemento)

Luego se escoge un día de entrega de material que es arena, cemento y piedras, y se hace una capacitación a las familias sobre cómo elaborar los pisos, porque son las mismas familias las que lo deben realizar en un plazo de máximo 15 días.